Desde hace un par de años el término webinar se ha hecho muy popular y cada vez es más utilizado en distintos entornos (educación, marketing…). Pero, ¿qué es un webinar? Consiste en una retransmisión de vídeo, en directo, donde un ponente habla sobre un tema y se hace partícipes a los oyentes. Es decir, se genera interacción con los usuarios, por lo que el valor añadido es mayor. Se podría decir que un webinar es algo así como el tradicional seminario presencial, pero en modalidad online.

 

 ¿Qué tienes que saber?

Los webinars se han convertido en una herramienta muy importante que pueden usarse para varios fines. Ya sea con un formato tipo conferencia o como taller online, se pueden utilizar para dar una clase destinada a estudiantes o clientes potenciales, así como para generar nuevos contactos. La clave es ofrecer un contenido de valor, que aporte algo a nuestra audiencia. 

Podemos utilizarlos con distintos objetivos, como educar la audiencia, crear autoridad dentro de nuestro nicho, formar empleados o generar leads, entre otros. 

Además, al ser en formato online, estaremos llegando a un público mucho más amplio. Nos estamos saltando barreras de tipo geográfico y de horario, así como ahorrándonos los costes que conllevan los eventos presenciales: local, catering, etc. 

Rumpel_blogpost_mayo_31

 


 

Webinar y el embudo de ventas

En este caso, vamos a centrarnos en uno de los puntos más importantes del Inbound Marketing y en cómo implementar los webinars en nuestra estrategia. ¿El objetivo? La generación de nuevos leads. Además, partimos de la base de que el contenido estrella actualmente es el vídeo y, en esencia, un webinar tiene como formato el vídeo. Como comentábamos, un webinar es un encuentro online donde se hablará sobre un tema en concreto, por lo que tenemos que elegir temáticas que les interesen a nuestros leads, basadas en nuestros productos y servicios. Si nos enfocamos en las dudas o problemas de nuestra audiencia y los relacionamos con nuestros productos, estaremos despertando su interés pues les estamos ofreciendo una solución, siendo más fácil conseguir la conversión a compra. 

Para poder empezar a plantear nuestro webinar, tenemos que definir el tipo de evento que queremos hacer. ¿Quién va a impartir el webinar? ¿Alguién de la empresa, invitamos a un líder del sector? ¿Vamos a hablar solo de nuestro producto o hablaremos de temas más genéricos? 

Una de las opciones más sencillas es hacer un webinar en el que mostremos nuestro producto o servicio. Por ejemplo, podemos hacerlo tras un nuevo lanzamiento, mostrando cómo funciona y todas las ventajas que incorpora este nuevo producto. La clave de este tipo de webinars es hacerlos lo más amenos posible y asegurarnos de resolver muy bien todas las dudas de los asistentes. Y no nos olvidemos que lo importante es enfocarlo siempre desde los problemas y necesidades de nuestra audiencia, nadie se conecta 1 hora para escuchar una propuesta comercial. ¡Siempre tenemos que aportar valor! 

Otra opción sería hacer un evento colectivo, contando con una persona relevante del sector, para generar autoridad. De esta manera, no solo ganamos credibilidad y nos posicionamos como expertos en la industria, sino que también estaremos accediendo a la audiencia del ponente; es decir, posibles leads a los que no llegaríamos de otra manera. Este tipo de eventos, normalmente tienen dos partes. La primera en la que el invitado hablará sobre su área de conocimiento y la segunda en la que alguien de nuestra empresa unirá el tema de la conversación con nuestros productos. 

No obstante, estos solo son los tipos de webinars más utilizados, se pueden hacer como queramos y utilizando toda nuestra creatividad.

Una vez definido el tema y quien impartirá el webinar, tenemos que definir los términos en los que se hará y el cómo queremos hacérselo llegar a la audiencia. Generalmente, este tipo de eventos son gratuitos y en directo, fomentando así la participación pues es una oportunidad única, que no se repetirá. No obstante, también se puede grabar el webinar y usarlo en otras ocasiones.  

Normalmente, pediremos a los usuarios que se apunten a nuestro evento a través de un breve formulario en el que nos faciliten su e-mail (entre otros datos que sean importantes para nosotros) para darles acceso al webinar a través de un link. Lo habitual es que las invitaciones sean privadas y se les facilite el link al evento por e-mail, unas horas antes de que este de comienzo. De esta manera, estamos añadiendo a nuestra base de datos y sistema de CRM la información de posibles leads para poder aplicar técnicas de email marketing, tanto antes como después de terminar el webinar.  Además, antes de finalizar la ponencia, se puede “premiar” a los usuarios con una sorpresa o regalo, como por ejemplo un código de descuento o una oferta por haber participado en el webinar. Con este tipo de acciones, potenciamos el cierre de la venta y nos aseguramos que la audiencia esté conectada hasta el final del webinar.

Asimismo, otra  de las ventajas que tiene implementar este tipo de prácticas dentro de nuestra estrategia Inbound es que no es nada intrusiva, pues el usuario ha decidido participar por sí mismo en el evento. 

 

¿Cómo preparo un webinar?

A priori y como concepto, un webinar es una idea simple: una persona con conocimientos sobre un tema en concreto da un seminario, de forma online, a usuarios que se han apuntado al mismo previamente. Además, se da la opción a los oyentes de comunicarse a través de audio, vídeo o chat e interactuar con la persona que da la charla. Pero, por muy simple que pueda parecer, hay que planificarlo y prepararlo bien.

Las comunicaciones sobre el webinar tienen que estar perfectamente planificadas, si quieres asegurarte la asistencia. Piensa que, aunque inicialmente se hayan registrado muchas personas, no todas acaban conectándose y no hay nada más desolador que ver una sala de webinar con 2 asistentes. Por eso deberás definir muy bien la frecuencia y contenido de las comunicaciones para mantener el interés de asistencia vivo. Una primera de confirmación cuando el usuario se registra al evento, una segunda la semana antes del webinar, una tercera la misma semana del webinar, una cuarta el día del evento y una última una hora antes del webinar. Terminaremos con una última comunicación post evento, donde agradecemos la asistencia, se hace un repaso de lo visto en el evento y se comparte el enlace al obsequio prometido. Para todas estas comunicaciones la automatización te quitará mucho trabajo. 

 unnamed

 

En cuanto al contenido en sí de nuestro webinar, por un lado, para conseguir que sea más atractivo y ameno podemos usar esquemas, presentaciones, vídeos… cualquier recurso que genere valor. Además, tendremos que decidir si queremos compartir todo ese contenido con los usuarios que han participado en la charla o no. Podemos compartirlo como material extra que proporcionamos por participar o, todo lo contrario; no compartirlo bajo el pretexto de hacer más exclusivo el webinar, solo encontrando dicha información si, como usuario, estás presente en la charla. 

Por otro lado, una de las claves de este tipo de conferencias es la interacción que se genera entre oyentes y ponentes. Establecer un turno de preguntas es importante para propiciar este tipo de interacción. Además, es muy beneficioso para nosotros, pues se expondrán dudas y cuestiones que pueden ser muy valiosas. Nuestros posibles leads nos están dando feedback y mostrando sus inquietudes sobre la temática en cuestión, de manera que podemos aprovechar esa información para detectar oportunidades y opciones de mejora. 

Llegados a este punto, tenemos que tener en cuenta las herramientas técnicas que tenemos a nuestra disposición para realizar nuestra charla online. ¿Cuántas personas esperamos que asistan? ¿La herramienta tiene opción para chat? Debemos elegir una plataforma que cuente con todas las herramientas que necesitemos para el tiempo de webinar que queremos impartir. 

Existen varias plataformas que permiten organizar este tipo de eventos de forma sencilla y, entre ellas, ofrecen servicios parecidos. Además encontramos opciones tanto de pago como gratuitas. Algunos ejemplos podrían ser Zoom, Google Hangouts, Youtube…y algunas de pago que te ofrecen todo el ecosistema para la creación del webinar perfecto como pueden ser webinarjam o go to webinar.

Y sí, todo esto es muy importante, pero ¡no nos olvidemos del poder de la oratoria! Por mucho que sea en formato online y estemos hablándole a una cámara, no podemos obviar que detrás de la pantalla hay personas escuchándonos. 

Ahora que tienes claro qué son y cómo funcionan los webinars, ¿te atreves a ponerlos en marcha? En la Agencia Rumpelstinski podemos ayudarte con tus webinars y a planificarlo dentro de  tu estrategia de Inbound Marketing.

 

¿HABLAMOS?

 

 

31 May, 2022   Rumpelstinski   Publicado en: Inbound Marketing

SUBSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER Y RECIBE CADA MES LAS MEJORES PRÁCTICAS SOBRE MARKETING DIGITAL

¡ME QUIERO SUSCRIBIR!
Puedes cancelar tu suscripción a nuestro newsletter en cualquier momento. Para obtener más información sobre cómo hacerlo y cómo nos comprometemos a proteger y respetar tu privacidad, revisa nuestra Política de Privacidad y Política de Cookies.

LOCALÍZANOS

LLÁMANOS

Tel.  +910 56 56 82
Fax. +910 56 56 82

Visítanos

Castillo de Fuensaldaña, 4.
Planta Baja. Oficina 14
28232 Las Rozas

PLANTEAMOS SOLUCIONES EFECTIVAS A TUS NECESIDADES DE MARKETING, DISEÑO Y PUBLICIDAD

¿Hablamos?

 

NUESTROS PARTNERS

MARKETING AUTOMATION

HUBSPOT_PARTNER-1

SOCIAL MEDIA

HOOTSUITE_PARTNER-1

ECOMMERCE AUTOMATION

SALESMANAGO_PARTNER

MAIL MARKETING

MAILCHIMP_PARTNER-1

PERFORMANCE

Plantilla_partners_home