¿A quién no le gusta una buena historia junto al fuego? En Rumpelstinski nos encantan. Nos provocan sentimientos, estimulan nuestra imaginación y nos hacen sentir conectados.Cuando usamos el storytelling en nuestro negocio esto es exactamente lo que queremos provocar en nuestros prospectos o clientes; una sintonía o conexión emocional entre ellos y nuestra empresa, un sentimiento de pertenencia y una identificación entre nuestros valores y los del cliente.

Pero, ¿Cómo se hace? En realidad consiste en ir más allá de contemplar los elementos de tu marketing de contenidos (página web, social media, blog) como piezas separadas y contar a tu audiencia de una forma constante y homogénea los valores y principios que mueven a tu empresa.

Como creadores de contenido buscamos constantemente la atención de nuestros prospectos y clientes, lo que no siempre es fácil en un mercado muy competitivo y saturado de contenidos interesantes. Para asegurarte de que te escuchan necesitas ser genuino y contar una historia que estimule el interés de tu audiencia. Se trata de crear una conexión con aquellas personas que pueden beneficiarse de tus productos y servicios e involucrarlas emocionalmente con tu marca.

Recuerda que la manera en la que te percibe el cliente le va a ayudar a tomar la decisión de elegir sobre tus productos o servicios o los de otras empresas de la competencia. Debes diferenciarte del resto y ayudarle a tomar esa decisión a través del storytelling.

El círculo de Oro: ¿Qué necesitas para contar tu historia?

El círculo de Oro (Golden Circle) es una teoría desarrollada por el publicista inglés Simon SInek en su libro Start with why: How great leaders inspire everyone to take action.

Según Sinek la mayoría de las personas empieza comunicando lo que hacen y luego finalmente explican cómo y por qué. Sin embargo, lo cierto es que grandes empresas como Appel o Google no siguen esa estructura sino que comunican desde adentro hacia afuera, siguiendo el esquema de lo que él llama Golden Circle. Es decir: por qué tu empresa hace lo que hace, cómo puede ayudar a tu audiencia y qué estás ofreciendo (producto o servicio).

El orden en el que contamos la historia importa, ya que cuando hablamos de nuestros motivos para hacer lo que hacemos y sobre cómo lo hacemos, conectamos con la parte más emocional del cerebro. Seguir ese esquema puede ayudarte a crear la misión y valores de tu empresa.

Si tienes dudas sobre cómo aplicarlo, aquí tienes una charla TED en la que Sinek lo explica en detalle:


Elementos esenciales del StoryTelling

Para aplicar el Storytelling a tu estrategia de contenidos debes tener en cuenta sus tres elementos esenciales: personajes, conflicto y resolución. Vayamos uno por uno:

Los personajes

No hay historia sin personajes. Cualquier historia gira al menos alrededor de un personaje principal. En el marketing de contenidos los personajes son tu audiencia, es decir, tus buyer personas.

Piensa por un momento en algún contenido que recuerdes. Un blog, un vídeo ¿por qué lo recuerdas? Probablemente te resulte memorable porque te identificaste con él y te ayudó a solucionar un problema, una duda o una necesidad. En este caso tú fuiste el protagonista de esa historia.

Si tus clientes potenciales pueden encontrar las respuestas a sus preguntas o a sus necesidades en tu relato y verse a sí mismos como los protagonistas de tu historia es más probable que compren los bienes y servicios que ofreces.

Para definir correctamente a tu audiencia debes centrarte en tus buyer personas. Crear estos personajes semificticios y entender sus necesidades y problemas te ayudará a conectar con tu audiencia de un modo más profundo.

El conflicto o problema

El conflicto es la parte central de tu historia y debe apelar a las necesidades o problemas de tu buyer persona de una manera clara y directa. Debes definir exactamente los conflictos o problemas con los que se enfrenta tu buyer persona en cada una de las fases del buyer journey para crear las historias adecuadas.

La resolución 

Siempre que hay un conflicto necesitamos una resolución. ¿Cómo termina la historia? ¿Qué le pasa a tu personaje? A través de la resolución podrás ayudar a tu buyer persona a solucionar sus problemas.

Tu resolución debe incluir una llamada a la acción. Tu propósito es que tu audiencia actúe, (por ejemplo, que visite tu web, se suscriba a tu newsletter o descargue una de tus ofertas). En función del momento del buyer journey en el que se encuentre tu audiencia podrás proponer diferentes llamadas a la acción o CTA.

Algunos consejos para contar tu propia historia

  • No trates de contar la historia de tu empresa. Explica POR QUÉ haces lo que haces, qué es lo que te apasiona y qué valores te mueven.
  • No utilices clichés. Decir lo que todo el mundo dice no te va a hacer destacar del resto. Encuentra tu propia voz y utilízala.
  • A nosotros también nos encanta compartir datos y eso está muy bien, pero no dejes de apelar a las emociones. Las emociones se comparte y se recuerdan mejor que los datos.
  • Ten siempre en mente a tus buyer personas, sus intereses y cómo estos conectan contigo y con tu empresa.
  • Menos es más. Tu mensaje debe ser claro y conciso para que tu audiencia se identifique rápidamente con él.
  • La esencia de tu compañía debe estar incorporada en cualquier formato de contenido con el que estés trabajando. No importa si es un posts para redes sociales, un e-book e incluso un vídeo.

DESCÁRGATE NUESTRAS PLANTILLAS PARA CREAR LOS BUYER PERSONAS QUE VAN A PROTAGONIZAR TUS HISTORIAS

DESCUBRE COMO CREAR LOS BUYER PERSONAS DE TU EMPRESA
9 May, 2019   Marina Lozano   Publicado en: inbound, storytelling